Todo lo que debes saber sobre el paladar quemado

Un paladar quemado puede ser doloroso y desagradable, sobre todo cuando no sabes cómo combatir este tipo de lesiones. Veamos qué puedes hacer en estos casos.

Causas más frecuentes de la inflamación del paladar

Las manifestaciones y causas más frecuentes que pueden provocar cambios en tu paladar son las que siguen.

Traumatismos

Un alimento duro o tomar algo muy caliente pueden provocar daños en el paladar.

Las llagas

La llaga es una inflamación de color blanquecino en la mucosa oral que suele ser dolorosa. Se atribuye a la falta de vitaminas o a una alimentación deficiente.

Placa bacteriana

La película de color blanco suele responder a una deficiente higiene bucodental que puede provocar infecciones bucales de todo tipo.

Herpes

Los herpes son contagiosos, suelen doler y tienen un color rojizo.

Otras causas menos comunes son las derivadas de alteraciones del sistema inmunológico (candidiasis) y patologías cancerosas y precancerosas.

Aspecto de un paladar sano

El paladar tiene dos partes: el paladar duro frontal donde se encuentran las crestas alveolares y el paladar blando que es suave y está ubicado en la parte posterior.

En general, un paladar sano tiene un tono rosáceo y uniforme. El color del paladar puede informarnos sobre alguna enfermedad, pues a veces el dolor no es el primer síntoma.

Tipos de quemaduras

Las lesiones por quemadura responden a los siguientes tipos.

Quemadura térmica

Generalmente, provocada por líquidos o alimentos muy calientes. También sustancias que provocan una reacción química.

Quemadura por radiación

No son muy frecuentes, son producidas por exposición de la radiación solar o lámparas de bronceado.

Quemaduras químicas

Los enjuagues con clorhexidina pueden quemar nuestro paladar, así como la aspirina, el tabaco, drogas como la cocaína, blanqueadores y detergentes.

Tratamiento para el paladar quemado

En el siguiente apartado te mostramos algunos remedios para quemaduras efectivos.

Aplicar frío

Cuando se produce una quemadura en el paladar hay que actuar de inmediato y aplicar frío. Para frenar la inflamación, podemos usar un cubito de hielo y ayudarnos de la lengua para apoyarlo sobre la zona afectada. Debemos mantener el hielo solo unos segundos para no empeorar la lesión.

Leche fresca y miel

La miel tiene propiedades calmantes sobre las quemaduras. Diluye un poco de miel en leche fresca y aprovecha sus beneficios medicinales.

Áloe vera

Esta planta posee un efecto calmante, analgésico y cicatrizante para el tratamiento de las quemaduras. Si tienes una planta de áloe puedes tomar una de sus pencas, limpiarla bien y emplear su gelatina para hacer gárgaras.

Manzanilla

Sus flores tienen propiedades sedantes, analgésicas y antiinflamatorias. Para aprovechar sus bondades recomendamos preparar una infusión, dejarla enfriar y hacer gárgaras dos veces al día.

Evita bebidas calientes

Un paladar irritado no acepta bien las bebidas calientes, alimentos salados o que puedan producir algún tipo de irritación. No tomes bebidas ácidas como cítricos, vinagre o semillas que puedan arañar el paladar.

¿Cuándo acudir al médico?

Estos consejos pueden ayudarte siempre y cuando la lesión de paladar no sea recurrente y no dure más de 24 horas. Ante cualquier duda, consulta con tu médico para que te recomiende el tratamiento apropiado y puedas garantizar la correcta cicatrización del paladar quemado.

¿Cómo podemos ayudarte en Servibucal?

Si has contratado previamente el servicio de ServiBucal, tendrás un tratamiento profesional garantizado y por ello podrás acudir a tu clínica más cercana para poder tratar cualquier dolencia que puedas tener en tu boca. Además, no olvides que tienes un gran número de tratamientos con hasta un 40% de descuento, puedes verlos pulsando en un solo clic. En Servibucal queremos estar a tu lado para que nunca se borre tu sonrisa ni la de los tuyos. 

Leave a Reply

Your email address will not be published.